Arantxa Rochet es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Máster de Narrativa por la Escuela de Escritores de Madrid.

Su primer libro de relatos, Jaulas de aire, ha sido publicado por la Editorial Torremozas en 2017 y premiado con el Premio Amaltea de Ciencia Ficción 2018 y el Premio Guillermo de Baskerville 2018 en la categoría de libro de relatos.

Como escritora, además, ha formado parte del programa de la Red de Arte Joven de la Comunidad de Madrid y desde hace diez años participa en la vida cultural madrileña a través de recitales de poesía, cuentacuentos y lecturas literarias. Fue ganadora también en 2016 del certamen “El tamaño sí que importa” de narrativa breve y sido finalista, entre otros, del concurso de poesía De Amore organizado por la editorial Lumen.

Ha participado en las antologías II Premio Ripley (Editorial Triskel), XXX Premio Ana María Matute (Torremozas) y Actos de F.E. (Editorial Cerbero). También ha publicado sus poemas, relatos y microrrelatos en varias revistas literarias, como Cuentos para el Andén, Poe+ y La Gran Belleza.

  1. ¿Qué escribes?

Escribo relatos, aunque ahora estoy trabajando en mi primera novela. Mi genero es la ciencia ficción, en concreto la exploración de mundos y fantasías distópicas. También he escrito cuentos realistas, pero siempre, de una forma u otra, estos acaban teniendo un punto extraño (risas…).

  1. ¿Cuáles son tus principales fuentes (autores) de inspiración?

Ciencia ficción clásica: autores como Julio Verne, Ray Bradbury, H.G.Wells, Isaac Asimov, Úrsula K. Leguin o Connie Willis. También las distopías de Orwell, Huxley, o James Graham Ballard. La obra de este ultimo me ha inspirado e influenciado muchísimo, en concreto sus antologías «Zona de Catástrofe» y «El día eterno».

  1. A la hora de escribir, ¿estructura y orden, o caos e inspiración?

Caos e inspiración; cuanto más caos, mejor (más risas…). De primeras, me pongo a escribir sin ningún tipo de estructura y salen cosas. Cuando ya tengo escrito medio cuento, suelo conocer ya su final, aunque no siempre.

  1. ¿Prefieres crear de la nada o re-imaginar?

Todos partimos de ciertos esquemas mentales y conocimientos adquiridos durante la infancia, así que «crear» me resulta un concepto extraño. Creo que, en el fondo, todos re-imaginamos ideas que ya conocemos (o que escondemos en el subconsciente). No acudo a mitos o a leyendas para crear mis historias, solo capturo las ideas que aparecen en mi mente y les doy forma.

  1. ¿Café negro y amargo, cortado o cappuccino?

No me gusta el café (risas…).

  1. ¿Cómo escribes?

No tengo manías en lo que respecta al lugar, tiempo o espacio que utilizo para la escritura (aunque escribo mejor por las tardes). Solo necesito un poco de tranquilidad y que no me interrumpan. De pequeña escribía a mano, aunque ahora la tecnología me ha abducido y no soy capaz de juntar dos palabras sin mi ordenador.

  1. ¿Qué te resulta más difícil: describir un árbol, un enfado o una batalla?

Sin duda, una batalla.

  1. ¿Héroe, heroína, villano o villana?

Las villanas son muy divertidas, siempre y cuando se rompan los estereotipos que vemos cada día en la televisión, cine, literatura, etc.

  1. Bajo tu punto de vista, ¿qué debería ser lo más importante para un escritor?

Abrir la mente de los lectores. Pese a que disfruto la literatura de evasión, me gusta plasmar conceptos que lleven a una reflexión (ya sea social, cultural, filosófica, etc.).

  1. ¿Por qué escribes?

No tengo ni idea (risas…). Llevo haciéndolo toda la vida. Escribo desde que era pequeña y cuando empecé era una cuestión de necesidad. Ahora ya no tanto; para mi escribir es, simplemente, inevitable.

  1. ¿Qué monstruo te gustaría ser?

Adoro los monstruos, todos ellos: hacen funcionar la vida de la gente. Si tuviera que elegir, creo que sería una mezcla entre el monstruo del Lago Ness y el monstruo de debajo de la cama.

¡Muchísimas gracias, Arantxa!

 

 

Aitor Díaz Entrevistas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *